salonista.com.ar//estamos en twitter @salonista30 //// facebook: Salonista Cafs

lunes, 11 de julio de 2011

El Santo Verdinegro ganó un partido duro ante Metalúrgicos y ya se ubica quinto

En el último turno de la noche del domingo, el Santo Verdinegro derroto por 12 a 8 a Metalúrgicos, en un partido correspondiente a la undécima fecha del Torneo Oficial “Luis Chocho Gómez” del Futsal CAFS. 
El cotejo fue de dientes apretados entre dos equipos duros que buscan asegurarse cada vez más su boleto para la Zona Campeonato. Ambos elencos venían dulces, porque el Santo Verdinegro no pierde desde la séptima fecha (Sportivo) mientras que Metalúrgicos no caía desde la octava (Estrella Austral Roja).
Los dos equipos se estudiaron durante los primeros minutos, aunque el Santo Verdinegro puso un quinteto no habitual, dejando en el banco de suplentes a jugadores importantes como Víctor Hugo Rodríguez o su goleador, Cristian Gonzale.
La primera aproximación del Santo quedó solo eso, y los dirigidos por Tatu Robles trabajaron el trámite hasta la apertura del marcador, por un cabezazo certero del talentoso juvenil Brian Cárcamo.
Sin embargo, el ingreso de Rodríguez y Gonzale le cambiaron la cara al Verdinegro, que rápidamente empató y lo dio vuelta para pasar al frente por 3 a 1.
Con Lucas Vera como estandarte, Metalúrgicos descontó pero un doblete de Federico Almirón le dieron aire al elenco sanjuanino, que cerró la primera parte 7 a 4 arriba, gracias a un último festejo de Víctor Hugo Rodríguez, de tiro libre sin barrera.
En el complemento, Metalúrgicos continuó mostrando pequeños desacoples defensivos que fueron bien aprovechados por los dirigidos por Nicolás Giuga.
Dos frentazos de Almirón dejaron las cosas 10 a 6, solo porque Lucas Vera, con mucho ímpetu y dos goles importantes, logró mantener con vida las esperanzas de su equipo.
Pasada la mitad de la etapa, el Verdinegro empezó a esperar en un rombo que acorralaba cada vez más a su arquero Pablo Guereta, una de las figuras en esos momentos donde Metalúrgicos quemó los últimos cartuchos buscando remontar.
Federico Almirón puso el 12 a 6 mientras a los árbitros se les iba de las manos aquel partido que había empezado casi light, en un Margalot que durante dos o tres minutos fue zona liberada donde volaron varias chispas.
En los últimos minutos, Leonel Villafañe y Lucas Vera descontaron, pero la historia ya estaba sellada, y el Santo Verdinegro consiguió un gran triunfo que le permite superar al propio Metalúrgicos –también a San Martín- y lo coloca en un meritorio quinto puesto.
Una mancha para los árbitros fue el hecho que Julio Madarieta, quien se estrenó con la casaca metalúrgica, estuviera jugando luego de una fuerte entrada a destiempo –no hubo tarjeta- sobre Gonzale, quien además se ganó la segunda amonestación por insultar al adversario, con el comprensible –no justificable- enojo por la brusca entrada del experimentado jugador.
La figura: Federico Almirón