salonista.com.ar//estamos en twitter @salonista30 //// facebook: Salonista Cafs

sábado, 12 de septiembre de 2009

Real goleó y forzó al partido desempate
















Real Madrid logró una goleada sin atenuantes ante QRU Escuela 23, y así forzó a un partido desempate, dado que Correo tenía ventaja deportiva y con una victoria ayer en el Polideportivo Carlos Margalot, pasaba a semifinales.
Nada de esto pasó y Real supo sobrellevar la presión ganando 8-2 con mucha autoridad, en base a un sólido Nahuel Hernández en el arco, y un plantel rico en fútbol y garra, que no dejó que QRU hilvanara juego asociado claro, y molestó siempre para que ningún jugador verde rematara libre.
Entre los puntos más altos estuvieron la gran marca que ejerció Jonatan Barraza sobre Agustín Cafure, evitando que el máximo goleador del Torneo Apertura gane de arriba, tanto para asistir de cabeza, cabecear al arco, o bajarla de pecho y descargar para la entrada de algún compañero.
Otros de los puntos altos de éste gran equipo dirigido por el Tano Hernández fue la frialdad a la hora de definir, porque tanto Ulises Muñóz como Leandro Carreño aportaron goles importantes en momentos en que Correo todavía estaba en carrera, con la ilusión de darlo vuelta. Además, Ezequiel Pereyra fue de menor a mayor en su tarea de ser eje de juego.
De movida Maxi Retamales abrió el marcador, mientras que Maxi Martínez, en su regreso tras una suspensión, marcó el 2-0 para dedicarselo a toda la hinchada de Real. El descuento fue un golazo de Agustín Cafure, que la clavó al ángulo buscandose espacio ante la marca.
QRU Escuela 23 quedó en eso, porque el primer tiempo finalizó 4-1 para Real, por dos goles de Ulises Muñóz, en los cinco minutos finales antes del entretiempo.
En el segundo tiempo, Correo entró con mejor actitud, pero erró en la puntada final, ayudado por grandes intervenciones de Nahuel Hernández, arquero de Real. Leandro Carreño puso el 5-1, pero llegando a los 10 minutos del complemento, Maxi Retamales puso el sexto gol de Real, tras un rebote luego de un remate de Zetty Pereyra (6-1). Allí QRU se quebró y no hubo más chances de esperar una remontada: Real manejo el partido con la experiencia que tiene en este tipo de encuentros. Gabriel Pereyra puso el 7-1 de cabeza, mientras que Gabito Hernández entró y marcó el octavo, para cerrar la cuenta. Lautaro Hernández quedó mano a mano con Pablo Cayo, que había entrado por Nahuel Hernández, y colocó el descuento final para Correo, que deberá mejorar su juego si pretende dar el batacazo y llegar a semifinales.
Real mostró que está muy entero, con la vuelta de Maxi Martínez y un Nahuel Hernández que está recuperando el nivel que supo mostrar en la etapa de definiciones del año pasado.
La semana que viene se define Real y Correo definen al segundo finalista, que enfrentará al ya clasificado San Martín.