salonista.com.ar//estamos en twitter @salonista30 //// facebook: Salonista Cafs

martes, 22 de noviembre de 2011

Magallanes, con lo justo, consiguió su tercer triunfo consecutivo ante Don Bosco

foto: futsalconnivel.blogspot.com
Ayer por la tarde, Casa Magallanes de Ushuaia logró su tercer triunfo consecutivo en la División de Honor Mendoza 2011, para seguir siendo el único líder de la Zona "B" -lo siguen Villa Pearson y Don Bosco- y asegurar su pase a la siguiente ronda. Hoy juega ante Velocidad y Resistencia (Rosario) por la cuarta y última fecha (1º vs. 4º, 2º vs. 3º) de la fase clasificatoria.
Magallanes, que venía de vencer a los rosarinos en el debut, y a otro candidato como Villa Pearson, se impuso ayer ante Don Bosco de Mendoza por un ajustadisimo 6 a 5, donde los jugadores ushuaienses comenzaron a evidenciar el desgaste de la seguidilla de partidos, sumado al calor que se presenta en la región cuyana.
El multicampeón provincial, que arrancó con Diego Grigera en el arco, el poste Marcelo Sánchez, los alas Angel Vargas y Juan José Bareiro, y el pivot Andrés Maragaño, durmió en el saque inicial, y tras una jugada preparada, Gustavo Alvarez puso el 1 a 0 para los mendocinos en apenas 7 segundos de juego.
El gol más rápido del torneo fue asimilado por el elenco capitalino, que tardó en acomodarse al trámite que le presentaba el aguerrido mendocino. Magallanes consiguió el empate por intermedio de Juanjo Bareiro, y en cinco minutos lo dio vuelta, luego de una brillante jugada colectiva entre Pepe Vargas, Chelo Sánchez y el ingresado Fabián Banegas, la cual terminó con la entrada por el segundo palo y definición de Andrés Maragaño.
En ocho minutos, los ushuaienses se acomodaban despues de pasar algunos sobresaltos en la cancha de Andes Talleres, tratando mediante la poseción manejar los hilos de partido.
Sin embargo, promediando la etapa, Casa Magallanes comenzaba a sentir el desgaste y el calor en Mendoza, y en varias ocasiones apareció la sobria actuación del Hueso Grigera.
Don Bosco, con poco juego pero mucho sacrificio y entrega, equilibraba las acciones y lograria igualar el marcador, pero a cinco minutos del final llegó un nuevo tanto de los magallanicos, luego de una pared entre Banegas y Sanchez, un disparo mordido de Bareiro, y la aparición de Huguito Muñóz para capturar el rebote y poner a Magallanes 3 a 2.
Así finalizó el primer tiempo, y en ocho minutos de la etapa complementaria, los ushuaienses aumentaron la ventaja, pero jamás pudieron controlar el juego para no pasar sobresaltos.
Pepe Vargas eludió y tocó a Bareiro para el quinto gol magallanico, pero un error de Grigera le permitió a Don Bosco descontar, y la imprecisión ushuaiense, sumada a un rival que nunca se cayó animicamente, hicieron que el partido se mantenga golpe a golpe hasta la mitad del complemento.
A los once, fue importante el sexto gol de los capitalinos, que salieron muy bien de la presión asfixiante de los mendocinos, la tocaron todos y Pepe Vargas puso las cosas 6 a 3.
Un minuto más tarde llegó un nuevo descuento, y Magallanes aguantó sufriendo el calor, el desgaste, y cada vez con menos piernas, mientras los locales querían llevarse por delante las aspiraciones sureñas, con mucha garra y amor propio.
A dos del final, hubo piso y penal, y Don Bosco se puso a tiro del empate, perdiendolo por uno, pero no le alcanzó. Llegó el final, con bastante sufrimiento, pero Magallanes logró sacar adelante un durísimo partido. Con lo justo, Magallanes se quedó con la victoria 6 a 5 y ya aseguró su pase a la siguiente ronda.