salonista.com.ar//estamos en twitter @salonista30 //// facebook: Salonista Cafs

miércoles, 15 de diciembre de 2010

Cafure sigue marcando la diferencia

El pivot de QRU Escuela 23, el mismo que hace más de dos años viene rompiendo redes en todos los campeonatos que se le cruzan por el camino, Agustín Cafure, se quedó con el premio al goleador del Campeonato Integración Provincial en Primera División, con 16 goles en seis partidos.
En la temporada 2009, cuando aún correspondía a la categoría Juveniles, fue goleador de su divisional con 60 goles, y marcó 70 en Primera División, para un total de 130.
En 2010, no fue la excepción, alcanzando el galardón de máximo artillero en el Torneo Argentino de Clubes Juveniles (Mendoza), en el torneo local con más de 80 goles, y goleador en el Campeonato Argentino Fundacional Zona Sur de Selecciones Mayores, disputado en Caleta Olivia y Comodoro Rivadavia, con la increíble suma de 25 conquistas en siete encuentros. El Provincial 2010 fue la frutilla del postre.

Pache, ovacionado en Ushuaia
Pocos son los adjetivos que podrían describir todo lo que significa Marcelo Barrientos para el futsal de Tierra del Fuego. Sin embargo, una situación única se vivió en la capital provincial, en el último encuentro de San Martín en el Campeonato Provincial 2010.
El experimentado jugador que durante toda la presente temporada vistió la camiseta del Santo de Río Grande, con la idea de jugar junto a su hijo Ezequiel, recibió en el partido ante Casa Magallanes su segunda tarjeta amarilla, por lo que debía retirarse del campo de juego.
Marcelo Barrientos estaba en un extremo y debía cruzar toda la cancha para retirarse, pero las emociones comenzaron a sentirse en el ambiente, cuando Pache se sacó la camiseta y dio con gestos el mensaje que decía que ese momento era su despedida.
El jugador levantó sus brazos, saludó al público presente, al equipo contrario, y sus compañeros de San Martín iniciaron los aplausos que luego contagiaron a todo el público.
Pache se acercó a un costado de la cancha para abrazar a su familia y luego con el puño en el corazón, besando su camiseta se retiró, para un momento más que emocionante que marcó la despedida del magnifico jugador del futsal fueguino.